14 septiembre, 2007

Delirios...

Tras esa linea de papel, tras esa line a de viento indefinido se encuentra mi felicidad. En cualquier momento se puede voler o romper. Nadie puede luchar contra eso, y mucho menos yo. Esa felicidad es tan escurridiza que cuando la tienes crees no tenerla y te crees que aun sigues en su busca; buscas la perfección.La perfección no existe, es un mito. Nada es perfecto.Nadie es perfecto.Me pongo en pie, y empieza la lucha de cada día no perder lo que tengo. Aunque si se ha de perder, no lo podré evitar. Noches de sol. Sol de luna. No hay que mirar abajo, te va a dar mareo y vas a desequilibrarte. No sabes que daño te harás. Pero sabes que te harás. Sigue hacia delante.No pares. Tu camino no es de risa, pero tal vez la risa sea tu camino.No te disfraces, en las alturas los disfraces no existen. Existe tú, y tus sueños. Tú y tu traje personal. Tú y tu vida. Tú y sólo tú. Pero eso no significa tener soledad, significa que vives. Temes. Vivir es temer. Así es la vida.

5 comentarios:

laura dijo...

...tu camino no es de risa, pero tal vez la risa sea tu camino...

me ha encantado esta frase

Iréz dijo...

Sabía que te encantaria...cuando salio de mi boli pensé en tí....

laura dijo...

:)

Frozen dijo...

¡Has vuelto a escribir! :D

Como dices, poetisa, vivir intentando no perder lo que se tiene implica vivir con miedo, procura vivir con ganas de progresar.

Alguien dijo...

Unos vienen, otros van. Ley de vida, semana sufrida de tu despedida. Kilometros y dias nos separan, pero que mas da, donde tu lugar, tu ciudad, destino, sentido perdido.

Las distancias no son nada, si se quiere, si se ama. si se trata de alcanzar con tu mirada, aquellos momentos, recuerdos preciados. Tiempos de pensamientos ...y de miedos.

Pero no debes temer...sino querer.

=====

Pues asi es, es ley de vida que cada uno tome su camino, pero no importa donde vayas, ni cuan lejos te marches, porque para mi seguirás siendo lo que eres, una grandísima persona y amiga, de la que tengo muy buenos recuerdos, y con la que, seguro, aun me quedan muchos momentos que compartir cuando vuelva.

Se que rimar no es lo mio, pero se intenta como buenamente puedo.

Y hasta aqui mi pequeño "hasta luego" virtual, espero poder dártelo personalmente antes de que marches.