11 diciembre, 2012

Nunca


Nunca miraste hacia atrás.
Siempre espere que lo hicieras.
Pero me mentí. Ya nunca volviste.
Y ahora mi mente no hace más que recordarte.

2 comentarios:

Isa. dijo...

Es curioso como nos autoengañamos, fingimos que nuestras esperanzas son algo tan real... Es doloroso querer hacia atrás, sentir por algo que fue mientras que está siendo de otro modo. Pero bueno, eso es la nostalgia, ¿no?
Me ha gustado mucho. Tus palabras siempre me dejan pensando...
Un saludo! :)

JOAN dijo...

Dolorosas palabras...

A veces soportamos más dolor del que nos podemos imaginar, pero al final siempre sale el sol.

pd. me gusta la foto nueva de tu cabezera!

Una abraçada :)